Trabajar desde casa

En la actualidad efectuar las gestiones de tipo administrativo mediante la red, no sólo es algo muy común, sino que resulta muy práctico y rápido. Así se pueden efectuar gestiones casi de todo tipo, como transacciones bancarias, estudiar online, realizar compras, invertir en bolsa, contratar servicios, trabajar desde casa, y muchas otras tantas posibilidades más.

Es por todo lo mencionado anteriormente, por lo que se debería disponer previamente de unas condiciones adecuadas para llevar a cabo estas tareas. Dada la experiencia y formación aquí se pretende hacer un esquema de los elementos relevantes, de los cuales se debería disponer para que posteriormente, no ocurran trabas o figuren elementos que no se habían tenido en cuenta. Obviamente no todos ellos serán necesarios en todos los casos, pero si se acostumbra a realizar gestiones en la red, sería conveniente contar con su presencia y saber porqué. No obstante esto es solamente una recomendación.


Elementos para que no falte de nada en las gestiones por Internet:


  1. Un ordenador ya sea un PC / Mac (desktop), portátil (laptop) o netbook. No es recomendable usar tablets ni smartphones o similar, ya que no garantizan la compatibilidad con las posibles webs, además de tratarse de dispositivos que acostumbran a tener muchas aplicaciones de dudosa procedencia. Además de que muchas aplicaciones de empresas, no disponen de versión de programas que no sean las de ordenador. Así, lo ideal es un ordenador (por su puesto libre de malware), que funcione correctamente y disponga de un teclado convencional.

  1. Una conexión a Internet estable, que garantice medianamente que no se van a producir cortes espontáneos de comunicación. No es seguro por tanto utilizar redes wifi que no sean las propias y que disponga de la cobertura suficiente, tanto por seguridad en las comunicaciones como por no quedarse a medias cuando se efectúa una operación delicada.

  1. Un navegador de Internet compatible y seguro, que permita acceder a los contenidos de casi cualquier web sin problemas, se le pueda añadir complementos y de la posibilidad de agregar un certificado digital. Quizá la opción puede ser Mozilla Firefox, ya que funciona bien con casi todas las webs, es seguro y hay versión para Windows, Mac y Linux. Aunque obviamente sea el navegador que sea, ha de mantenerse limpio además de comprobar de que no se observa ninguna anomalía en su funcionamiento. Y un detalle a tener en cuenta, es que si se está trabajando con una página o páginas seguras, no tener abierto en otras ventanas o pestañas webs que sean poco fiables. Ya que éstas últimas podrían tener acceso a los datos que se están manipulando a través del navegador. Sobre medidas de seguridad se podría desarrollar un compendio entero por lo que no nos vamos extender más en este tema.

  1. DNI electrónico o certificado digital. Sobre el primero simplemente comentar que además hay que adquirir una unidad lectora para permitir al ordenador efectuar la lectura. Y quizá el certificado digital pueda ser lo que nos resulte más cómodo y sobre todo barato. Ya que aunque tiene los requisitos que se ha de instalar en una aplicación en concreto, como el navegador de Internet, y que no pueden hacerse significativos cambios en la máquina para que el certificado siga funcionando, es gratuito y automático. Se puede obtener de forma sencilla a través de alguna entidad reconocida, sobre todo a nivel gubernamental. Ejemplos son: IDCat, IZEMPE,  FNMT, HealhtSign, etc.

  1. Gestor de contraseñas. Que podría tratarse de muchas maneras pero que una de las alternativas, es disponer de una aplicación segura en la que almacenar las contraseñas de todos los lugares donde se requieren. De este modo sabiendo simplemente la contraseña de esta aplicación, tendremos acceso a un almacén en donde encontrar siempre los passwords, que en muchos casos se extravían u olvidan. Un ejemplo de este tipo de aplicación fiable es KeePass, en el que se pueden guardar diferentes datos de un modo seguro mediante encriptación. No es para nada recomendable almacenar las contraseñas memorizándolas el propio navegador de Internet aunque resulte más cómodo.

  1. Favoritos de Internet. Que deben de estar ordenados de modo que permitan recuperar de forma fácil y ágil los sitios en los que se debe acceder. Teniendo en cuenta actualizar estos registros periódicamente, si alguna dirección se va modificando. Es algo que parece insignificante, pero puede evitar muchos dolores de cabeza.

  1. Directorios específicos para guardar los documentos con los que se suele trabajar, y que de esta forma permitan no sólo recuperar los archivos rápido sino también evitar que se extravíen. Igual que con el apartado anterior, mantener los elementos ordenados facilita mucho las gestiones.

  1. Lector de documentos PDF, que resulta casi imprescindible ya que es el estándar que se utiliza en los archivos de texto que no se han de modificar. Así aunque existen diferentes aplicaciones para este propósito, Adobe fué la empresa privada quien puso este formato en el mercado, y por tanto es su aplicación Adobe Reader la que garantiza la perfecta interpretación de los documentos en PDF. Se pueden usar otros programas (Nitro PDF, Foxit Reader, …), pero sobre todo a nivel de organizaciones públicas es costumbre que los documentos que además están firmados o sean formularios, dispongan de una variante que  es exclusiva de Adobe. Por suerte esta aplicación está disponible tanto en Windows, Linux y Mac.

  1. Una impresora en color para poder imprimir aquellos documentos necesarios. Cosa que parece bastante obvia, y que sabemos que aunque se efectúen las gestiones digitalmente, van a existir como mínimo una serie de comprobantes, recibos, etc. los cuales son necesarios físicamente. Si son impresiones a nivel personal blanco y negro sería suficiente, pero dado que existen impresos oficiales que se pueden extraer es recomendable el color.

  1. Un creador de documentos PDF. Ya que en muchas ocasiones se debe efectuar la impresión de documentos los cuales se deben guardar, pero no hace falta que sean impresos o al menos en ese momento. Por lo que estos tipo de programa crea una impresora virtual, que se muestra a la hora de imprimir el documento, pero que en realidad lo que hace es generar un archivo PDF, el cual podemos almacenar y si lo deseamos imprimir a posteriori. Programas como BullZip PDF Printer o PDF Creator son algunos ejemplos de ellos para Windows. En el caso de Linux se instala CUPS y en caso de Mac ya viene esta opción de serie con el sistema.

  1. Una suite ofimática resulta algo evidente a la hora de manipular o simplemente visualizar documentos. Lo que quizá no sea tan evidente es discernir entre sí simplemente nuestra actividad implica creación y modificación, o tan sólo se necesita poder visualizar documentos de texto, hojas de cálculo y demás. En el primer caso, y teniendo en cuenta que los formatos más reconocidos pertenecen a Microsoft Office, aún pudiendo tener alternativas gratuitas como LibreOffice, sería más recomendable usar la suite de los de Redmond.. Aunque también existe la alternativa gratuita de crear los documentos online mediante MS Office Web Apps, a la que se puede acceder bien entrando directamente en Skydrive o a través de Outlook (el sustituto de Hotmail). Por último estaría la segunda opción en la que no se necesitaría más que visualizar los documentos o imprimirlos, para lo que existen visualizadores gratuitos de Microsoft para los programas más comunes. En el caso de Windows tendríamos a Word Viewer, Excel Viewer, PowerPoint Viewer, y cualquier otro producto que podamos localizar buscando la palabra “Viewer” en la web de descargas de Microsoft.

  1. Un cliente de correo electrónico en el caso que se trabaje mucho con el correo. Esto aporta muchas ventajas a tener que estar accediendo al correo vía web, además del inconveniente que supone si hay más de una cuenta de e-mail. Las ventajas que podemos obtener usando un cliente de correo electrónico son por ejemplo: aviso de llegada de correo, gestión de más de una cuenta en un mismo programa, más personalización del formato del correo, comodidad usando plantillas, añadir una firma personal más elegante en los e-mails enviados, filtrar el correo … todo esto además de que no nos caduque la sesión por tiempo. Así ejemplos claros de este tipo de software son Microsoft Outlook, The Bat! o Mozilla Thunderbird, este último gratuito y gracias a los complementos que se le pueden añadir poco o nada tiene que envidiar a los de pago. Además Thunderbird está disponible en las tres plataformas: Windows, Linux y Mac.

  1. Un escáner si este no va integrado en la impresora multifunciones. Ya que una manera práctica y económica hoy es poder enviar documentos digitalizados a través de e-mail. Esto no sólo está haciendo que el fax se esté convirtiendo en un aparato obsoleto, sino que además evita los costes que supondría hacer el envío por el fax o por el correo tradicional, y evitando desplazamientos innecesarios. Además también nos puede permitir la digitalización de documentación, que será así mucho más fácil de recuperar en caso necesario y que no ocupará lugar de almacenamiento como lo haría el papel. Incluso en combinación con la impresora se puede convertir en una fotocopiadora.

  1. Altavoces o auriculares algo que a priori también resulta peculiar comentar, pero que dado que cada vez más entidades públicas y particulares, cuelgan en la red videos que en muchos casos son explicativos de su funcionamiento, resulta relevante el poder disponer del audio necesario además de la imagen.

  1. Una webcam que puede ser útil en diferentes situaciones aunque no tiene porque ser absolutamente necesaria. Sus posibles usos en las gestiones a través de Internet serían poder hacer una videoconferencia, o en un caso apurado usarla como cámara de fotos para autorretratarse fácilmente, y por ejemplo usar esta imagen como una foto de carné.

  1. Un micrófono que sería muy útil en caso de que se precise llevar a cabo una videoconferencia, efectuar una llamada mediante VoIP con algún software dedicado como por ejemplo Skype, grabar un mensaje de voz, etc. El micrófono puede ir por separado o integrado con auriculares.

  1. Antivirus y antimalware serán imprescindibles en el caso de usar un sistema Windows, y en el caso de GNU/Linux y Mac OS X no son necesarios, aunque sirven para prevenir transferir a otros posibles infecciones portadas. En el caso de usar Windows y tener que conectarse a una página web delicada como el banco, o comunicarse directamente con algún sitio de información sensible, lo ideal es escanear previamente el ordenador con el antivirus y antimalware. De este modo descartaríamos posibles infecciones (virus, gusanos, troyanos, spyware, etc), que pudiese robar información importante inclusive tener acceso a nuestras cuentas. Ejemplos de antivirus y antimalware hay muchos, pero basta con mencionar que en el caso de los antivirus no es necesario comprar uno ya que Microsoft facilita uno a los usuarios de Windows (Ver artículo Microsoft Security Essentials). Y en el caso de antimalware podemos encontrar gratis SpyBot Search & Destroy, Malwarebytes, SuperAntiSpywere, y unos cuantos más. Si deseamos prevenir ser portador de infecciones de malware en general en GNU/Linux, podemos usar por ejemplo Avast! o Penguin Pills (varios en uno). Y en el caso de Mac OS X si se desea se puede usar alguno gratuito como Dr.Web CureIt!, VirusBarrier Express.

Comentarios

Entradas populares